El Tribunal Constitucional anula la ley catalana de asociaciones de cannabis

Un hombre vende a otro cogollos de cannabis en una tienda de California (EEUU), el pasado 1 de enero.

“La sentencia hecha pública este miércoles hace suyo el argumento de la Abogacía del Estado contra la ley impugnada relativo a que, aunque el cannabis contiene elementos o principios activos susceptibles de aplicación terapéutica, no es, en sentido estricto, un fármaco o medicamento, sino una sustancia calificada como estupefaciente, lo que significa que es una competencia en materia penal reservada al Estado, según el artículo 149.1.6 de la Constitución.”

Podeu llegir tot l’article del Periódico aquí:

El TC anula la ley catalana de asociaciones de cannabis

 

afatrac